VERSOS QUE ILUMINAN... PALABRAS QUE QUEMAN

jueves, 11 de junio de 2015

"Yo Voto Por MANUELA CASTAÑEIRA Yo Apuesto Por Ella Camarada Y Compañera..." de FRANCISCO ALVERO CANTA

 Por qué voto a Manuela Castañeira?

"YO VOTO por MANUELA CASTAÑEIRA 
Yo Apuesto Por Ella... Camarada Y Compañera"

Cuando ya la noche
 se hace mas oscura
MAS se acerca el día
que a todos cobija

Si vemos acaso
que lenta se acerca
aquella tormenta 
de los años noventa

No nos durmamos
  en el pronóstico
abramos el paraguas
rápido y  pronto!!!

Yo no doy MAS vueltas

con las dos derechas
Y elijo una izquierda
clara y verdadera

La única manera 

de estar avanzando
es dar la pulseada
por lo que hace falta

Yo apuesto por ella 
Camarada y compañera 
Porque es diferente 
Es mujer entera 

Y no se arrodilla 
Al poder de siempre
Porque ella es valiente
Mujer consecuente

Pa que el pueblo sea

quien decida siempre
hacia donde quiere
que esta historia vaya

No es con la derecha

Burocracia menos
No es con La Rural,
menos con Magnetto

Hay que organizarnos
pero hacerlo en serio
detrás de ninguno
y por nuestro pueblo.

A ver si pensamos
Antes de votar
Qué es lo que deseamos
Y de ahora en MAS?

Si ellos son lo mismo
naranja o amarillo
nunca hay que elegirlos
nunca se los digo!

 Cambiemos la esencia

 no tanto las caras
 Así en la Ciudad 
como en nuestra Patria

No pienses derrota
Imposibles no hay
Si todos nos unimos
juntos somos MAS

Yo apuesto por ella
Justamente ahora
Por la compañera 
una luchadora

Lo dijo el poeta
Cambiemoslo todo!
pues si no cambiamos
seguirá ese lodo.

Yo apuesto por ella
mujer compañera
roja camarada!
Manuela Castañeira.

Es del Movimiento 
El de las Mujeres,
los trabajadores
y los estudiantes.

Ella es laburante
Ella es compañera,
Ella es socialista,
Manuela  Castañeira! 


Ella le hace frente 
a las patronales
No se calla nada
ni por votos transa!


Ayer, hoy y siempre
es fibra militante!
Clara y decidida
va siempre adelante!

Ella es argentina,

joven y despierta
Con los ideales
De pie y en alerta!!!


de FRANCISCO ALVERO CANTA
"El Juglar De La Libertad."
www.franciscoalvero.com.ar


www.youtube.com/user/franciscoalverocanta













La candidata presidencial más jóven, inteligente y sonriente, que habla en la tele sobre la lucha por el aborto legal y dice sin tapujos que es atea, pero que si Dios existiera sería un Dios injusto, que legitima la desigualdad y la opresión. Eso en el país del Papa.



Manuela Castañeira, referente del movimiento de mujeres y candidata a presidente por el Movimiento al Socialismo declara: "Esta lista va a llevar a todo el país los reclamos de los trabajadores, las mujeres y la juventud. Las nuestras, son candidaturas que reflejan los intereses y necesidades de los de abajo y que no hay que confiar en Scioli, Macri y Massa, que son los candidatos del ajuste que se viene. Vamos a lanzar una campaña nacional en la que pediremos que nos acompañen con el voto en agosto para que los reclamos de los trabajadores, las mujeres y la juventud no se queden afuera".

http://www.lavoz.com.ar/politica/conoce-los-13-precandidatos-presidenciales






REGIÓN CAPITAL | En las oficinas del GRUPO REALPOLITIK


Manuela Castañeira: “El progresismo no es la salida, el socialismo tiene que serlo”

Héctor Heberling y Manuela Castañeira visitaron las oficinas del Grupo Realpolitik (Foto: REALPOLITIK).
  •  
  •  
Héctor Heberling y Manuela Castañeira 
visitaron las oficinas del Grupo Realpolitik (Foto: REALPOLITIK).



Escuche esta nota

REALPOLITIK I 27 de junio de 2015
Por NOELIA MARONE
Manuela Castañeira, la precandidata a presidenta más joven del país; y Héctor Heberling, aspirante a gobernador de la provincia de Buenos Aires; estuvieron en la redacción del GRUPO REALPOLITIK, donde se refirieron a las propuestas y expectativas del Nuevo MAS, la fuerza de izquierda que ellos encarnan.
A continuación, la entrevista completa.
RP.- ¿Cómo vienen trabajando en relación a sus candidaturas?
MC.- Es un verdadero orgullo. Es muy intenso y tiene que ver con que hay una renovación en la política y viene por la izquierda. Eso explica un poco mi candidatura. En el Nuevo MAS quisimos reflejar lo que se viene moviendo por abajo, que son los sectores más dinámicos del país: los trabajadores; los sectores independientes y el movimiento de mujeres.
Estamos en un país donde se movilizó un millón de personas en contra de la violencia de género; donde en la Ciudad de Buenos Aires hay colegios tomados y los jóvenes defienden la educación publica. Esos sectores más dinámicos de una Argentina que tiene aspectos de revelada es lo que queremos reflejar en esta campaña que es muy intensa porque se habla de un fin de ciclo y todos estamos prestando mucha atención a qué país se viene.
Desde el Nuevo MAS queremos decir que el socialismo es una alternativa. Hay un balance enorme con el kirchnerismo sobre lo que pasó en los últimos años y vemos que se muestran los límites del progresismo con la idea de hacer lo posible y no lo necesario.
Nos dejan un país donde la precarización laboral es la regla, donde el salario está muy golpeado y a las mujeres se les da la espalda. No solo en la violencia, sino que en doce años de gobierno no fueron capaces de hacer un debate por la legalización del aborto.
Queremos decir que el progresismo no es la salida, el socialismo tiene que serlo.
RP.- ¿Cómo se decidió tu candidatura?
MC.- Fue una discusión que tuvimos no hace mucho tiempo. Nosotros queremos reflejar lo mas dinámico, lo que se mueve. En Grecia, España, Chile, se empiezan a ver candidaturas jóvenes para mostrar que hay un estado revelado. Estamos continuando, en mi caso, una trayectoria del socialismo en Argentina.
Yo soy parte de la generación de Mariano Ferreyra, que cuestiona todo y no se conforma, no milita por un cargo o por dinero, que deja todo en el día a día para construir una sociedad diferente, sin desigualdad.
RP.- ¿Qué ofrece el Nuevo MAS?
MC.- En lo que es la oferta de la izquierda, la oferta de la izquierda es tan atractiva y consecuente porque lo que decimos está reflejado en nuestras candidaturas. Es una lista atractiva que intenta dar respuestas a las necesidades de los trabajadores, las mujeres y los jóvenes.
HH.- El Nuevo MAS es otro partido que recoge algunas banderas del MAS de los ochenta, pero es una nueva generación que entró a la política después del 2001. En ese momento hubo un quiebre, después del neoliberalismo, que desató la aparición de fuerzas de abajo.
Esta generación no carga la mochila de las generaciones anteriores: la dictadura, el menemismo, la caída del muro -que fue algo que nos dejó medio atónitos y generó que muchos dejaran la militancia, por ejemplo el “Chino” Zanini-.
Tras estos doce años de kirchnerismo, lo que podemos decir es que hizo lo que hizo porque hubo una rebelión popular. Su gobierno estaba condicionado. Debía cumplir determinado piso.
RP.- ¿O sea que sin el 2001 el kirchnerismo no hubiera sido lo que es?
HH.- Exactamente. Es así de simple. El kirchnerismo agarró la bandera de los derechos humanos, siendo que en Santa Cruz nunca fueron el adalid de ello. Lo tomaron porque tenían responder a las exigencias que venían desde abajo.
A partir de ahí hubo un trabajo -que es de mala calidad-, hubo riqueza, la producción aumentó. Pero a doce años hay ajuste, lo cual quiere decir que la plata se la llevaron.
También hay más trabajo, pero es de mala calidad, precarizado, y los que más lo sufren son los jóvenes. Y además hay un sector que esta fuera del mercado laboral porque no se produce trabajo para esa gente.
En la salud hay otro problema. Scioli hace la propaganda de los UPA, que están bárbaros. Y yo digo, UPA versus HOPA, que es hospital público abandonado. En Avellaneda hay una unidad de pronta atención y a unas cuadras el Fiorito se cae a pedazos, no funcionan los ascensores y se suspenden las operaciones.
En el ferrocarril hubo un cambio también porque hubo 51 muertos en Once, que fue la masacre. Y Randazzo quiso hacer de eso su campaña electoral, que no le sirvió.
Nosotros no queremos quedarnos en el “estamos un poquito mejor” que dijo la presidenta.
Por otro lado con el tema de la inseguridad, la solución no es poner más policías. Necesitamos maestros, médicos, asistentes sociales. La inseguridad es hija de la barbarie capitalista. E soluciona con trabajo, viviendas, salud. Pero para eso hay que afectar intereses. Y ni ScioliMacriMassa van a afectar esos intereses porque son los candidatos del ajuste.
RP.- ¿Cuáles son sus propuestas de campaña para revertir los problemas planteados?
HH.- Cuando hablamos de plan económico de los trabajadores hablamos de la prohibición de despidos y suspensiones; y la derogación del impuesto al trabajo (a la cuarta categoría).
¿De dónde se saca el dinero?. Hay un drenaje de miles de millones de años al pago de la deuda externa. Eso hay que utilizarlo para mejorar el nivel de vida de los argentinos. Es un tema ríspido. Y eso está en discusión en varios países del mundo.
El gobierno ha cambiado el relato y pasó de desendeudamiento a pagador serial.
MC.- Esos fondos se podrían utilizar para cubrir salarios, salud, viviendas. Se podría invertir. Es una deuda ilegítima que fue pagada varias veces, y no se sabe en qué se utilizó el dinero o en qué momento se endeudó.
Además hay que entrar en discusión en lo que es la estructura impositiva que es deplorable porque los que menos tienen son lo que más pagan. El impuesto a las ganancias es algo aberrante, pero también hablamos del IVA. Los más pobres tienen que pagar el 21 por ciento por comprar un pedazo de pan. (www.REALPOLITIK.com.ar)













Histórico: la entrerriana que irá por la Presidencia de la Nación

Por primera vez un representante de nuestra provincia aspirará a ocupar el Sillón de Rivadavia. 9 Ahora te cuenta de quién se trata

Por primera vez en la historia argentina, Entre Ríos tendrá un representante en la carrera presidencial. La paranaense Manuela Castañeira -de 30 años- será precandidata a ocupar el Sillón de Rivadavia en las elecciones Primarias Abiertas Simultáneas Obligatorias -PASO- del 9 de agosto. Ella estará en la boleta del Nuevo Más y, junto a otros 12 postulantes, buscará un lugar en las Generales del 25 de octubre. “Nos vamos a rebelar frente a la idea de que hoy está todo dicho”, sostuvo en declaraciones exclusivas a 9 Ahora.
Tengo grandes expectativas. A nivel político pasa por instalar una campaña, que llevaremos adelante por todo el país, que refleje los derechos de los trabajadores, las mujeres y la juventud. Queremos que la palabra ‘socialismo’ vuelva a estar sobre la mesa”, indicó Castañeira. La joven paranaense anticipó que “las próximas elecciones son un gran desafío para nosotros. Vemos a los comicios muy polarizados entre el ‘Sciolismo’ y el ‘Macrismo’. Pero estos candidatos van de espaldas a la gente y es necesario que exista una alternativa distinta, como nosotros”.
Castañeira cree firmemente que la fuerza que representa puede convertirse en una verdadera opción para los argentinos: “Nos vamos a revelar a la idea de que hoy está todo dichoLa izquierda tiene un piso muy grande en todo el país y tenemos mucha confianza de que en las PASO cumpliremos el objetivo de alcanzar las Generales“, sostuvo quien será a la vez, la primera candidata en la historia del Nuevo Más.
Manuela Castañeira es socióloga. En la capital entrerriana vivió hasta los 18 años. Cursó sus estudios primarios en la Escuela República de Entre Ríos y secundarios en la Escuela N°93 Del Centenario. Durante su adolescencia fue jugadora de hockey sobre césped del Club Atlético Estudiantes. En Buenos Aires comenzó a transitar una carrera política y se involucró en la lucha por los derechos de las mujeres en la Agrupación Las Rojas. En 2011 fue candidata a legisladora porteña y en 2013 se postuló para diputada nacional. En ambas oportunidades representó al Nuevo Más.


-----------------------------------------------------------------------------------



De un compa del Nuevo Mas:

Compañer@s y amig@s del campo popular, kirchneristas honestos: a quienes no quieran votar a Scioli ni a los candidatos de provincia, que son el responsable político de la masacre de Avellaneda, Aníbal Fernandez, y el amigo del Papa, Julián Dominguez, los convocamos a votar las candidaturas del Nuevo MAS, que lleva de candidata a presidenta a Manuela Castañeira, conocida luchadora por los derechos de las mujeres (consultada habitualmente por Victor Hugo en su programa) y Héctor Héberling, un luchador contra la privatización de los ferrocarriles en los 90 y a favor de la plena estatización de los mismos. Somos la izquierda que nunca estuvo con los caceroleros ni con la Sociedad Rural y que desde el principio denuncia a los candidatos del ajuste. Los invito a leer esta nota y a comenzar un debate fraterno con nuestro partido para acompañarnos en estas elecciones y ayudarnos a superar el piso proscriptivo de las PASO. No anulen su voto y no hagan "voto útil" o "voto leal peronista" en favor de estos ajustadores, asesinos y reaccionarios, vengan con la izquierda que no mezcla sus banderas!! Saludos!!




manuela
  Con la aprobación presidencial a la candidatura de Scioli como representante del oficialismo en las próximas elecciones, muchos compañeros que simpatizan con el kirchnerismo nos han expresado que no se sienten representados por Scioli y que están pensando en votar a la izquierda. Con el fin de poder clarificar el debate haremos un breve repaso de cuáles han sido las políticas de nuestro partido y del resto de la izquierda en estos años.
Como es de público conocimiento nuestro partido jamás le cedió un tranco de pollo a las políticas del gobierno K, ni siquiera en sus momentos de mayor popularidad. Estuvimos en primera línea en las grandes y pequeñas luchas contra el gobierno, en especial contra la repodrida burocracia sindical en la que el kirchnerismo se ha apoyado, y contra las patronales aliadas a Néstor y a Cristina.
Hemos llamado a parar junto a los trabajadores aunque la convocatoria partiera de Moyano, porque para nosotros los intereses de los trabajadores son sagrados, y la burocracia sindical (a la que combatimos con el cuerpo todos los días) es un obstáculo en esa lucha de clases, no una clase aparte.
Hemos denunciado siempre los límites y puntos oscuros de su política de derechos humanos, siendo organizadores de la marcha opositora del Encuentro Memoria, Verdad y Justicia en los actos del 24 de marzo.
En el terreno de los derechos de las mujeres, Las Rojas fueron la agrupación que más consecuentemente denunció la alianza de Cristina con la Iglesia para negar el derecho al aborto, y participamos con todo en la convocatoria #Ni Una Menos denunciando la responsabilidad del Estado y el gobierno en la violencia contra las mujeres.
Pero hay dos cosas que tuvimos siempre en claro, y lo demostramos con hechos en cada oportunidad: no vale “cualquier cosa” con tal de oponerse al gobierno, y “cualquier cosa” que junte gente no es progresiva de por sí.
¿A qué nos referimos? El gobierno Kirchnerista vino a gobernar un país sacudido por el Argentinazo. El movimiento popular había tirado abajo varios gobiernos, como parte de un levantamiento regional latinoamericano contra las políticas neoliberales. Para “domar” esa insurrección, tuvo que dar concesiones como el pleno empleo, planes sociales, subsidios a los servicios, etc. Esto produjo en el camino varios roces con sectores de la burguesía, que ya no querían poner un peso para las conquistas y concesiones a los sectores populares, quienes se las habían ganado peleando en la calle.
Esto dio lugar al conflicto con la patronal agraria, pelea que dividió aguas en la izquierda. El MST e Izquierda Socialista (candidato a vicepresidente del FIT) apoyaron los reclamos de la Sociedad Rural y acudieron alegremente a sus actos.
El Nuevo MAS, en cambio, plantó en el Congreso la “Carpa Roja”, desde la cual, sin apoyar ni un segundo al gobierno, hicimos una gran campaña de denuncia contra este sector de la burguesía más parásita del país, que se había llenado de oro con la soja y que no quería pagar impuestos. Reclamamos la expropiación de las tierras y la nacionalización del comercio exterior, para que los dineros de la producción agrícola quedaran en el país y para los trabajadores y no para los patrones.
Cuando ocurrieron los diversos “cacerolazos” reaccionarios, pasó algo parecido: el PO los calificó de “movimientos populares”. Nosotros los caracterizamos como movidas de los sectores reaccionarios de la clase media; los repudiamos y llamamos a la gente a no encausar la  bronca contra el gobierno por la inflación o la corrupción por medio del apoyo a sectores de la burguesía explotadora y represora, ni a la camarilla judicial que marchó por Nisman.
La cuestión de los fondos buitre fue otra divisoria de aguas. Los diputados del FIT votaron en el congreso junto con la derecha, que quería hacerle caso al juez Griesa. 
El Nuevo MAS llama a no pagar la deuda externa, ni a los buitres enemigos del gobierno K ni a los que aceptaron los planes de pago del gobierno.
En cuanto a los derechos de las mujeres, aunque el FIT se pronuncia cada tanto a favor del derecho al aborto, sus candidatos hablan lo menos posible del tema, sobre todo desde que el Papa es argentino, porque no quieren decir nada que sea piantavotos. El Nuevo MAS lleva como candidata a presidente a una compañera de Las Rojas que se hizo referente en esa pelea desde la calle y en las luchas. Porque es fácil hacer spots en las redes sociales, pero hay que estar en la puerta de los juzgados, en los hospitales y en las comisarías junto a las compañeras para arrogarse el título de luchadores
Por su parte el PO ha desbarrancado vergonzosamente. Frente a la violencia contra las mujeres a manifestado que los golpeadores se tienen que unir con las víctimas en pos de la unidad de la clase trabajadora: 
“¡Oh, sí, querida!, Altamira me convenció. Ya mismo voy a dejar este bidón de nafta con que iba a prenderte fuego a vos y a los chicos, y juntos de la mano vamos a hacer la revolución”. 
Por supuesto que la unidad de la clase obrera es esencial para acabar con la violencia contra las mujeres, pero esa unidad se logra en base a expulsar del movimiento obrero a los femicidas y violadores, y proteger al sector más oprimido y explotado de la clase trabajadora, que son las mujeres.
Por último, les contamos que todas estas diferencias no impedirían que pudiéramos ir a las elecciones toda la izquierda junta mientras seguimos discutiendo todas nuestras posiciones. Nuestro partido llamó constantemente al FIT a la unidad, pero los compañeros prefirieron utilizar las PASO, un mecanismo proscriptivo impuesto por el gobierno, para ver si se sacaban de encima un “rival” en la competencia de la izquierda, al Nuevo MAS
Lejos de achicarnos, nuestro partido consiguió la legalidad nacional y se presenta a elecciones con una fórmula de luchadores: Manuela Castañeira, referente del movimiento de mujeres, y Jorge Ayala, delegado de Fate, representante de la nueva generación obrera que pelea contra la patronal y la burocracia sindical.
Acompañanos con tu voto para que la izquierda que no baja sus banderas no se quede afuera de las elecciones.

























Scioli, Macri y Massa son los candidatos del ajuste que viene

Necesitamos una alternativa para los trabajadores, las mujeres y la juventud


¿Qué diferencias tienen entre sí los tres candidatos que aparecen como posibles presidentes en 2016? Detrás de los estilos personales y colores de propaganda, sus programas de gobierno tienen todos el mismo título: ajuste. Ya sabemos de sobra lo que eso significa: los trabajadores vamos a perder. En el fondo, la única diferencia entre estos candidatos es el ritmo al que van a darnos el zarpazo al bolsillo.
Macri amenaza con un plan de “shock”: liberar el dólar, liberar los precios, liberar todo lo que es ganancia capitalista, menos el salario y los presupuestos para salud y educación, a los que va a “encarcelar”. Y todo de golpe, aunque la gente proteste.
Scioli es más realista y más cauteloso: “El país no necesita un ajuste, yo soy gradualista”, dice el ex motonauta como para tranquilizar a la gente. Pero si no va a haber ajuste, ¿qué es lo que hay que “graduar”? Esta frase confusa, típica del manual para empaquetar votantes, sin embargo dice algo de verdad: el candidato oficialista se dispone a aplicar un ajuste “en cuotas”: hoy te saco un subsidio, mañana te saco unos puntos más de salario en las paritarias, midiendo a cada paso la reacción de los trabajadores: eso significa ser “gradualista”.
Y ahí terminan las diferencias. En los dichos de los candidatos y sus equipos económicos, en los reportajes y conferencias que están dando todos los días, se repiten las mismas propuestas:
“Sinceramiento del cambio”: significa un salto en la devaluación, con el consecuente aumento de precios de muchos productos, o sea un saque al salario por la vía de la inflación.
“Alentar la inversión”: bajar los costos laborales, hacer que el trabajador le cueste menos a la patronal, aumentando de los ritmos de producción y con ellos la enfermedad, los accidentes, los aprietes de los supervisores en las empresas. Y también aumentando la desocupación, porque esa es la manera de hacernos agachar la cabeza a todos.
“Recomponer la relación con el mundo”: terminar de arreglar con los buitres, no para declararnos libres y soberanos, sino para empezar a pedir prestado otra vez, volviendo a endeudar al país para beneficio de capitalistas nacionales y extranjeros.
Estas son las medidas que la UIA y toda la patronal capitalista le está pidiendo al próximo gobierno, sea quien sea, y los tres “presidenciables” van de reunión en reunión asegurando que las van a cumplir.

Candidatos de la lucha contra el ajuste

Ya tenemos un botón de muestra de lo que puede llegar a ser la situación social y política en 2016: el gobierno K acaba de imponer, de forma abierta y brutal, un techo salarial a las paritarias que todo el mundo considera insuficiente para equilibrar la inflación. La mayoría de los gremios, atados y amordazados por los dirigentes sindicales traidores, agacharon la cabeza y aceptaron. Pero la gran huelga de los aceiteros logró romper ese techo, con métodos de lucha fuertes y decididos marcando el camino que deben seguir los trabajadores para imponer sus reclamos.
El anuncio de próximos “terremotos” políticos no sólo se ve en el terreno de la pelea salarial. La enorme respuesta popular a la convocatoria “Ni una menos”; las puebladas en repudio a los femicidios; la rebelión de estudiantes que expulsó al juez Piombo (el protector de violadores) de las universidades y de la Justicia, muestran que en la lucha por los derechos de las mujeres hay un clima de “decir basta” que también está contribuyendo a complicarle al gobierno lo que iba a ser una “tranquila retirada” sin muchas olas.
En el Nuevo MAS creemos que la pregunta que ya se están haciendo muchos ante el cambio de gobierno, ¿qué va a pasar desde el año que viene con nuestras condiciones de vida?, se decide también en la suerte de luchas como estas.
Las mejoras de la década K no se debieron a la buena voluntad de Néstor y Cristina, sino a la rebelión popular del 2001 que “convenció” (a la fuerza) a la clase patronal de cambiar su plan económico de hambre y miseria.
Ahora tendremos que volver a enfrentar a los de arriba, que esta vez, frente a la crisis económica, están dispuestos a hacer lo que sea para seguir obteniendo las inmensas ganancias que obtuvieron estos años, haciéndonos pagar esa crisis a los trabajadores.
Los tres candidatos del ajuste están dispuestos, cada uno a su ritmo, a garantizar las ganancias de esas patronales.
Desde el Nuevo MAS participaremos en estas elecciones para presentar una alternativa a los candidatos del ajuste. Un aporte para fortalecer a los protagonistas de las actuales y próximas luchas contra los ataques de la patronal y el gobierno.
Esos protagonistas son la nueva generación de trabajadores que sale a pelear y no se resigna frente a las entregadas de los viejos dirigentes, la nueva generación de mujeres que lucha en las calles y le exige sus derechos al Estado y al gobierno, la juventud que se hace presente en todas las peleas.
Nuestros principales candidatos, Manuela Castañeira y Jorge Ayala, son genuinos referentes de esas luchas, y dan un paso yendo más allá: planteando que los de abajo debemos llevar nuestras peleas al terreno político construyendo una alternativa socialista.
Acompañanos con tu voto para romper el piso proscriptivo del 1,5% en agosto y que los reclamos de los trabajadores, las mujeres y la juventud lleguen a octubre.
  

Adelante con una nueva generación de luchadores


Manuela Castañeira se ha convertido en referente del movimiento de mujeres a partir de las luchas que Las Rojas hemos dado por el derecho al aborto no punible en diversos hospitales, por justicia en muchos casos de femicidio y abusos, y siendo parte de la convocatoria a las movilizaciones nacionales por el derecho al aborto.
Y sobre todo, denunciando permanentemente al gobierno K, que a pesar de su careta progresista, se alió con la Iglesia para negarles sus derechos a las mujeres.
Manuela está presente también en las luchas de los trabajadores, llevándoles el apoyo de nuestro partido y construyendo la unidad del movimiento de mujeres y la juventud con el movimiento obrero, porque creemos que todos los explotados y oprimidos tenemos el mismo enemigo: los gobiernos que defienden los intereses de los de arriba.
Hoy Manuela es parte de un proceso que se ve en varios países del mundo: la entrada de jóvenes luchadores a las primeras filas de la política, encabezando importantes movimientos y listas electorales.
Jorge Ayala es obrero del neumático en la fábrica Fate desde hace casi 20 años. En el 2008, como parte de la rebelión de los trabajadores de dicha fábrica contra los abusos de la patronal y las entregadas de la conducción sindical, fue elegido delegado, y desde entonces encabeza uno de los procesos más importantes de organización de ese nuevo movimiento obrero que se enfrenta a la dirigencia sindical vendida, a la explotación de las patronales y a los ataques del gobierno K.
Esas experiencias de lucha lo llevaron a acercarse al Nuevo MAS y a ser uno de sus principales referentes obreros. Su candidatura expresa la misma convicción que lo ha llevado a la militancia en un partido de izquierda: los trabajadores tenemos que hacer política, tenemos que romper con la lógica del peronismo de que somos “la columna vertebral” y a la cabeza están siempre los representantes de los patrones.
Tenemos que prepararnos para gobernar, aprendiendo en cada lucha a construir nuestras propias organizaciones políticas y de lucha, independientes del Estado que representa a los patrones.

Necesitamos un plan económico de los trabajadores

El 9 de agosto se realizará la primera ronda (PASO) de la elección presidencial. Scioli, Macri y Massa se muestran con Tinelli pero nada dicen de las medidas que tomarán de llegar a la presidencia. Detrás de la escena, sus economistas discuten con los empresarios el ajuste que viene en el 2016. Los trabajadores necesitamos un plan económico alternativo, para que la crisis la paguen ellos.
  1. Aumento de salarios. No al techo salarial. Eliminación del impuesto al trabajo
La verdad es que el ajuste ya comenzó: lo está implementando Cristina. El techo salarial que busca imponer el gobierno en las paritarias, la negativa a derogar el aberrante impuesto al trabajo, la multiplicación de suspensiones y despidos, así como la continuidad del trabajo precario, son una muestra de cómo desde ahora están intentando hacernos pagar las cuentas de la crisis.
Los trabajadores necesitamos lo opuesto: un programa económico nuestro donde sean ellos, los capitalistas que se la llevaron con pala estos últimos diez años, los que paguen la crisis.
La primera medida de un plan económico así es el aumento de salarios acorde a la canasta familiar: que eleve el mínimo a 15.000 $ rompiendo el techo salarial siguiendo el ejemplo de los aceiteros que lograron un aumento del 36%.
La segunda es acabar con la miseria salarial que ganan nuestros docentes y el personal de la salud (enfermeros y médicos), aumentando los miserables salarios de los trabajadores de estos sectores (y de los estatales en general), multiplicando el presupuesto educativo y de salud, y cortar el financiamiento a la educación privada y religiosa, así como al negocio privado de la salud.
Además, debemos redoblar la pelea de los últimos paros generales por la eliminación del impuesto al trabajo, sumando el reclamo por la apertura de los libros contables y la puesta bajo control de los trabajadores de toda empresa que suspenda masivamente avanzando en la expropiación de las que pretendan cerrar sus puertas.
  1. No al pago la deuda externa. Estatización de la banca y el comercio exterior
Luchar contra el ajuste de Cristina, Scioli, Macri y Massa plantea avanzar en el no pago de la deuda externa. Asistimos a los límites de la política de “desendeudamiento” promovida por los K, que significó pagar 200.000 millones de dólares en los últimos diez años, sólo para comenzar ahora nuevamente a endeudar el país como promueven los economistas del FpV, el PRO y el FR.
A pesar del discurso de “Patria o buitres”, la verdad es que los K han convertido a la Argentina en la mayor “pagadora serial” de deuda del mundo; mientras tanto, estamos sufriendo la falta de dólares en las reservas del Estado.
No hay que pagarles a los buitres como se disponen hacer Scioli, Macri o Massa; tampoco a ningún otro acreedor: ¡la deuda ya ha sido pagada mil veces! Menos que menos hay que volver a endeudar el país.
Por el contrario: ¡se trata de parar el chorro de ganancias y divisas que se llevan los grandes grupos económicos al exterior! Para evitar que los grandes pulpos sigan fugando divisas (¡otros 200.000 millones de dólares en la última década!), se debe avanzar en la estatización de la banca y el comercio exterior bajo control de los trabajadores.
  1. Basta de entregar los recursos naturales
Del discurso de YPF “nacional y popular” sólo queda el acuerdo entreguista con Chevron y el pago a Repsol de una jugosa indemnización (luego de tanto alardear con “no pagarle un peso”). Para colmo, las naftas no paran de aumentar.
Al mismo tiempo, el gobierno ha avanzado en la entrega de los recursos naturales a Monsanto, Barrick Gold y otras empresas expoliadoras del campo y la minería.
Hay que estatizar el 100% de YPF poniéndola bajo administración de los trabajadores. Hay que frenar la entrega de la minería y acabar con el monopolio de las semillas expropiando a estas multinacionales.
Lejos de disminuir, hay que aumentar el cobro de retenciones a la producción agraria y el complejo aceitero (al tiempo que se las segmenta para los verdaderos pequeños productores), y cobrar impuestos a la gran propiedad del campo expropiando a los que se evaden de pagarlos.
  1. Ni una menos. Basta de femicidios e impunidad. Derecho al aborto legal, seguro y gratuito en el hospital
La lucha por los derechos de las mujeres está al tope de la agenda nacional. La multitudinaria marcha del 3 de junio por #Ni una menos ha sido una nueva muestra de esto. Cada vez se aguanta menos la violencia hacia las mujeres, se repudian los casos de trata, se rechazan las condiciones laborales inferiores a la de los hombres. Además, crece el reclamo porque el aborto sea legal.
La campaña presidencial de nuestro partido no cejará en sus esfuerzos por todos estos reclamos; no dejará de denunciar ningún caso de violencia hacia las mujeres; no renunciará en la pelea porque los jueces que amparan la violencia hacia las mujeres sean destituidos; no dejará pasar ningún caso de aborto no punible que se intente evitar y redoblará el reclamo porque el derecho al aborto sea legal.
  1. Basta de dirigentes sindicales tradicionales. Por la democracia sindical
Tenemos el orgullo de que nuestro candidato a vicepresidente, Jorge Ayala, es directa expresión y protagonista de esta nueva generación de luchadores obreros que surgen desde las bases peleando contra las patronales y los viejos dirigentes.
Ninguno de esos dirigentes (Caló, Barrionuevo, Yasky y Moyano) que pactan todos los días con el gobierno y los empresarios van a venir a solucionar nuestros problemas. Sólo por medio de nuestra organización democrática vamos a imponer nuestros reclamos y aspiraciones.
Por esto mismo, vamos a redoblar desde nuestra campaña presidencial la pelea porque la democracia de los trabajadores impere en nuestros sindicatos, por echar a los viejos dirigentes y que esta nueva generación de luchadores que surge desde las bases llegue a la dirección del movimiento obrero.
  1. Por una alternativa socialista. Que gobiernen los trabajadores
Mientras defendemos nuestros derechos en las peleas de todos los días y llevamos esos reclamos al terreno electoral, debemos pensar más allá: cómo construir una sociedad que no despilfarre nuestro esfuerzo diario en beneficio de unos pocos: una sociedad donde cada uno pueda vivir plenamente de su propio trabajo.
Es decir, poner en pie una alternativa socialista para que gobiernen los que nunca gobernaron: los trabajadores.


Acompañanos para romper el piso proscriptivo del 1,5%. Que tus reclamos no se queden afuera


Lamentablemente, a pesar de los llamados de nuestro partido al FIT, este se ha negado rotundamente a conformar una expresión unificada de la izquierda para estas elecciones presidenciales.
Por el contrario, sus integrantes se han entregado últimamente a una interna feroz; desde el nuevo MAS advertimos tempranamente que a los partidos que integran dicho frente los une más un mero “cálculo de oportunidad” que un acuerdo político realizado sobre bases claras.
Llama la atención que, en las divergencias en su seno, es imposible observar un debate político: lo único que discuten es de candidaturas, rotación de puestos y cosas por el estilo; esto sólo rebaja el debate político en la izquierda.
De todas maneras, no nos vamos a cansar de llamar a la unidad al FIT. Tampoco de manifestar que para transformar a la izquierda en una alternativa para las amplias masas, deben profundizarse las luchas de los trabajadores, así como que avancen en una comprensión más clara de sus intereses; este debe ser el objetivo que guíe todos los pasos que demos en la izquierda.
De ahí también que, por nuestra parte, estamos pidiendo que nos acompañen el 9 de agosto para que las listas del Nuevo MAS puedan romper el piso proscriptivo del 1,5%: un piso establecido por la antidemocrática ley electoral de los K, que no nos vamos a cansar de denunciar.
Con la fuerza de la juventud y el movimiento de mujeres encarnado en Manuela Castañeira a presidente; con Jorge Ayala a vice en representación de esa nueva generación obrera que despunta en los lugares de trabajo; y con la trayectoria socialista de compañeros como Héctor “Chino” Heberling (candidato a gobernador en la provincia de Buenos Aires), Alcides Christiansen (candidato al Parlasur) y Eduardo Mulhall (candidato a gobernador por Córdoba), los llamamos a que nos apoyen con su voto.

No hay comentarios:

Publicar un comentario